Blogging tips

miércoles, 18 de diciembre de 2013

Piedras para Zbigniew Herbert



Tengo una pasíon poco privada, que son las piedras, en cada viaje a mis amigos les pido que me traigan una, una que haya estado en Venecia (fue difícil) en Roma, en Inglaterra, en Croacia, en Praga.... lo que me fascina de ellas es su textura, el frío que contiene y los años que recuerda y no cuenta a nadie.

Esta poesía ha llegado a mis oidos gracias a un alumno del taller, Pedro Morales. El autor es Zbigniew Herbert, poeta, ensayista y dramaturgo polaco nacido en Lwow en 1924. Fue uno de los poetas más importantes de la literatura polaca del siglo XX. 

La piedra

La piedra es la criatura
perfecta

igual a sí misma
vigilante de sus fronteras


exactamente repleta
de pétreo sentido

con un aroma que a nada recuerda
a nadie espanta no despierta codicia

su ardor y frío
son justos y están llenos de dignidad

siento su duro reproche
cuando la apreso en mi mano
y su noble cuerpo
absorbe el falso calor

-Las piedras no se dejan domesticar
hasta el final nos mirarán
con su mirada tranquila clarísima

1961

De "Informe sobre la ciudad sitiada".
Traducción de Xaverio Ballester
Madrid, Ediciones Hiperión, 1993. 2.ª edición, 2008